• Roberto Cueva Martínez

Hayedo de Otzarreta, un remanso de paz.

Una de las localizaciones más interesantes en la provincia de Bizkaia y que más atrae tanto a profesionales como aficionados de la fotografía, es el hayedo de Otzarreta.


Este se encuentra situado en el Parque Natural del Gorbea, concretamente en el Alto de Barazar a 600 metros de altitud (43,0502°N - 2,7131°W). Una vez coronado el puerto a través de la N-240 dirección Gazteiz, encontramos un desvío muy discreto a la derecha, que nos conducirá hasta el, a través de un camino forestal, apto para circular con cualquier tipo de vehículo, pero un tanto estrecho si circulamos en coche y nos encontramos con otro, en sentido contrario. AL llegar al hayedo, tenemos un pequeño parking donde podremos dejar nuestro coche. La zona es muy propicia para hacer rutas de senderismo y poder contemplar la rica flora y fauna de la zona.


El hayedo de Otzarreta es un pequeño bosque de centenarias hayas, una especie de paisaje utópico, que se cubre de una espesa alfombra de hojas secas, a través del cual transcurre un pequeño arroyo, que con el paso del tiempo ha dibujado un cauce serpenteante en el terreno, generando que las raíces de algunas hayas queden al descubierto. Este fenómeno, sumado al musgo que recubre dichas raíces, le da un toque de magia al lugar convirtiéndolo en una de las zonas más fotografiadas de Bizkaia. Te sientes como si te encontraras en un bosque mágico y de fantasía, rodeado de duendes y hadas.


Cualquier época del año es propicia para poder visitarlo, pero cobra un interés especial en el otoño, donde su mágica luz, envuelve el manto de hojas secas, tiñendo el ambiente de dulces tonos ocres y dorados, si además, tenemos la suerte de poder visitarlo después de época de lluvia, conseguiremos darle un toque especial a nuestras fotografías, pues conseguiremos con ayuda de algún filtro ND, plasmar y darle un toque mágico al cauce del arroyo.


También cobra un interés especial, visitarlo con niebla, aunque este acontecimiento es poco frecuente. Es curioso que a pesar que el alto de Barazar se cubre de una espesa niebla muchos de los días del año, especialmente en invierno, casualmente y justo la zona del hayedo, es como si tuviese algún tipo de repelente a este fenómeno, siendo muy pocas ocasiones en las que se consigue ver el hayedo, cubierto de esa preciada niebla que le dará un toque añadido a tus fotografías, convirtiéndolas en un verdadero espectáculo visual, inspirando sensaciones de paz y tranquilidad.


Decir, que al ser un espacio muy visitado, a veces es realmente difícil realizar tomas, especialmente las de largo tiempo de exposición, sin que se cuele algún visitante, aunque el respeto entre los fotógrafos suele ser habitual, el resto de visitantes no entienden nuestra aficción como la podemos vivir nosotros y desde el punto de vista del desconocimiento, aparecen y desaparecen entre las hayas, captándolos a través de nuestros sensores.



E N T O R N O.


Gorbeia, cumbre que podemos observar desde alguno de los claros del bosque de Otzarreta, es uno de los cinco montes bocineros de Bizkaia, uno de los más emblemáticos. Los montes bocineros eran los espacios desde donde se convocaban a Juntas Generales mediante hogueras y los sonidos de los cuernos.


Gorbeia es uno de los espacios donde mayor riqueza natural encontramos en Euskadi. Ejemplo de ello es la experiencia de la berrea que disfrutamos de la mano de los responsables de la vertiente alavesa de este espacio vasco. En el caso del Hayedo de Otzarreta y el Humedal de Saldropo, las especies que más llaman la atención son los anfibios, pero no por ello debemos de menospreciar a especies tan representativas como los corzos, ciervos o jabalíes.



Buena Luz,





31 vistas

© 2020  Copyright by ROBERTO CUEVA MARTINEZ..   All Rights Reserved

  • Icono 500PX New
  • Icono Facebook New
  • Icono Instagram New